A Little Respect

Pareciera ser una moda; e incluso, para algunos, la única oportunidad de que les tomen en cuenta. Muchos se defienden con el gran argumento de la tolerancia; otros usan el de la libertad. Algunos lo son por elección; o porque le es inevitable; y otros, porque les conviene. También existen casos de mera necesidad carnal.

El "mundo gay" siempre ha estado en la clandestinidad, hasta el día de hoy, a pesar de los comentarios en los medios de comunicación y su respectiva farándula. Existen demasiadas confusiones con respecto a este tema. Esa clandestinidad ha tenido sus "vergüenzas". Conocidos son los casos de antaño, en que gente famosa era descubierta en actitudes homosexuales; o al contrario: publicaciones escandalósamente homosexuales en la que finalmente se descubría que entre sus participantes estaban grandes dignatarios e intelectuales.
(Véase: Der Eigene)

En cuanto a las confusiones, sólo me limitaré a decir que son demasiadas. La más común y a la vez triste, es aquella que dice que “ser homosexual es ser anormal”. Esta proviene directamente de la Biblia... la misma moral que enseña a apedrear a las mujeres y someterlas; la misma que dice que es mejor que otros piensen y decidan por ti. También hay que considerar que no todo “hombre delicado” es gay. Existen grandes diferencias de concepto entre ‘gay’, ‘homosexual’ y ‘m#ricón’. Y también una diferencia entre los “grados de homosexualidad” y las “maneras de ser gay”; y sobretodo con las orientaciones psico-bio-sexuales (como por ejemplo, el travestismo).
(Véase: LGBT)

Por último, tener ciertas actitudes misóginas (que podrían justificarse en la manera de proceder de las mismas mujeres), no implica que necesariamente el amar a un hombre sea la única opción. Incluso, existe el falaz argumento de que no es gay porque tiene polola (novia); pero esa excusa la usan paranóicamente algunas personas para evitar ser descubiertas. Tampoco es conveniente evitar a toda costa participar en el “ambiente”; pues no podrían conocer el gran espectro de ingenio y creatividad que se incuba ahí. A veces los amigos gay tienen mejores intenciones que las mismas mujeres heterosexuales; considerando que compartir con un homosexual no te convierte en tal. Lamentablemente muchos neuróticos heterosexuales tienen burdas actitudes para afianzar artificialmente su sexualidad... ¿recuerdan al “hijo de tigre” que era rugbista y que terminó estudiando ballet?.

En fin... soy heterosexual.