Loto


"Loto exterior"
óleo+laca+sombra sobre tela 

Yerko Pincheira Sánchez, Valparaíso 2011


"Loto interior"
óleo+laca+luz sobre tela

Yerko Pincheira Sánchez, Valparaíso 2011









Circanualis




En la época en que la humanidad era una especie inocente... esa época en que su timidez por los visitantes de las estrellas hacía que refugiaran sus sueños en una caverna, aislándose de las fieras que no sentían asombro... en esa época en que comenzaba la costumbre de regalar flores a un cadáver tapado con tierra. Sí, en esa época nace el método Circanualis.

Los visitantes ya mencionados, le enseñaron al ser-humano a medir el tiempo usando sombras y nudos. Era algo que esta tímida especie debía aprender en el transcurso de miles de años, generación tras generación, hasta lograr viajar en el espacio-tiempo tal como prometían estos relucientes viajeros.

De todos los ciclos que aprendieron a medir, dos serían los favoritos: el equinoccio de primavera y el aniversario de nacimiento. Ambas, fechas en que el pensamiento podía transportar mensajes de un plano a otro. Es el método de comunicación con los antiguos Maestros ultracelestes que aún esperan que seamos como ellos.

Hoy en día, la esencia del "cumpleaños" está extinta, a pesar de que al festejado se le entregan regalos en recuerdo de aquellos arcanos tiempos donde desear era obtener.